Bozalongo desnuda la poesía en "La casa a oscuras"

MANUEL MATEO PÉREZ / Jaén

 

La casa a oscuras es la última obra del poeta Javier Bozalongo. Está editado en Visor y fue galardonado con el XIX Premio de Poesía Jaime Gil de Biedma. Sus versos son lo más parecido a la sonrisa que, como una suerte de recompensa, nos espera al final del camino.

Esa tendencia poética de hilvanar adjetivos tristes y frases lastimosas que nos hacen creer que nada tiene sentido y salida no está presente, afortunadamente, en los poemas reunidos en el último libro de Bozalongo.

No hay nada más aburrido que la tristeza manoseada. Y Bozalongo hace años que dio la espalda al victimismo poético en el que muchos acostumbran en refugiarse.

El libro está dividido en cinco bloques. En cada uno de ellos queda expresado el pensamiento del escritor, pero hay un hilo que lo une todo: es esa facilidad por hacer entendible el mundo que nos rodea, los días y las noches, la dulce cotidianeidad de las tardes, la quemazón por los deseos y las puertas abiertas que aún en los peores momentos nos deja el desaliento. "Del regusto que la boca no olvida/después de un largo beso/de las marcas que dejan en la espada/las uñas del placer/Del sueño que se alarga/y no se desvanece al despertar/De esto sí quiero hablar".

 

Norte poético

Ahí reside su norte. En el poema Si o No, Bozalongo expresa una voluntad y una acción, y a la vez da la espalda a todo aquello que no desea. En Ley Marcial insiste: "Sin disciplina ni marcialidad/solo espero que las pequeñas cosas/se instalen, se acomoden/y me marquen un rumbo". Y remata en el poema Poético: "El primer verso puede ser brillante/ El final, sorprendente. Entre uno y otro debes estar tú./ Nunca el silencio.".

Hay poemas que tienen sus horas, sus días, sus semanas. Es duro muchas veces enfrentarse a ellos. Por el contrario La casa a oscuras es una reunión de versos que el espíritu agradece leer en cualquier momento. Pocas veces un poeta escribe con tanta honestidad, brillantez y con sencilla pasión.

Javier Bozalongo (Tarragona, 1961) reside en Granada desde 1987. En 2001 publicó Liquida Nostalgia, y en diciembre de 2005 presentó Hasta llegar aquí (Cuadernos del Vigía, Granada).

En 2007, un jurado presidió por José Manuel Caballero Bonald otorgó a su tercer libro, Viaje improbable, el XI Certamen Internacional "Surcos" de Poesía, publicado por Renacimiento.

| Más
Usted está aquí: Inicio Publicaciones Sin categoría Bozalongo desnuda la poesía en "La casa a oscuras"

valparaiso

Usted está aquí: Inicio Publicaciones Sin categoría Bozalongo desnuda la poesía en "La casa a oscuras"